Archivo de la categoría: Patrimonio

La grandiosidad del Masai Mara

“Salimos a la primera hora de la madrugada y nos dirigimos hacia el norte: a mano derecha teníamos el Océano Índico, invisible desde la carretera, y a la izquierda, primero el macizo de Nguru y luego, y durante todo el tiempo, la estepa de los Masai. La verde naturaleza se desplegaba a ambos lados a lo largo de todo el camino. Hierba alta, arbustos tupidos y enmarañados, sombrillas desplegadas de los árboles… Y así hasta la montaña del Kilimanjaro y las dos pequeñas ciudades situadas en sus inmediaciones, Moshi y Arusha. En Arusha doblamos al oeste, hacia el lago Victoria. Después de 200 kilómetros empezaron los problemas. Habíamos entrado en la inmensa llanura del Serengeti, la más grande concentración de animales salvajes. Mirásemos por donde mirásemos, por todas partes aparecían nutridas manadas de cebras, antílopes, búfalos y jirafas… Y todas estas bestias se pasan la vida paciendo, correteando, brincando y galopando. Unos cuantos leones permanecían inmóviles al borde de la carretera, algo más lejos se veía una manada de elefantes y mucho más alejado, casi en la línea del horizonte, un leopardo corriendo a grandes saltos elásticos. Todo aquello parecía increíble, inverosímil. Como si uno asistiera al nacimiento del mundo, a ese momento particular en que ya existen el cielo y la Tierra, cuando ya hay agua, vegetación y animales salvajes pero aún no ha aparecido Adán y Eva. Y precisamente aquí se contempla ese mundo recién nacido, un mundo sin el hombre, y por lo tanto sin el pecado; es aquí, en este lugar, donde mejor se ve, y tal cosa es una experiencia inolvidable.”

Extracto del libro Ébano de Ryszard Kapuscinski. No he podido resistirme a compartir este fragmento maravilloso donde el autor detalla magistralmente el sentimiento de pisar por primera vez una reserva natural como el Serengeti o el Masai Mara.

La sabana del Masai Mara salpicada por ñús y cebras

La sabana del Masai Mara salpicada por ñús y cebras

Sigue leyendo

Anuncios

Ciudad de templos

Se llamaba Kambuya, reinaba el imperio jemer, el más poderoso de todo el sudeste asiático, cuya época dorada transcurrió de los siglos IX al XIV. Ese territorio es hoy en día Camboya aunque por aquel entonces comprendía una parte importante de lo que es hoy Tailandia, Malasia, Laos, Birmania y Vietnam.

El majestuoso Angkor Wat

El majestuoso Angkor Wat

Sigue leyendo

Un paseo por la historia de Borobudur

¿Cómo puede ser que el templo budista más grande del mundo se encuentre en Indonesia, el país con más creyentes de Alá? La historia da muchas vueltas y por el año 775 d.C, cuando se calcula que fue construido, la isla de Java estaba bajo dominio de la dinastía Saliendra. Una dinastía, en sus inicios, probablemente seguidora del hinduismo pero inmediatamente convertida al budismo mahayana sin ningún tipo de resentimiento hacia el hinduismo. Los motivos por los cuáles se construye este magnífico templo apuntan a la voluntad de honrar la gloria de Buda y su fundador.

La isla de Java, perteneciente a Indonesia es donde se encuentra Borobudur

La isla de Java, perteneciente a Indonesia es donde se encuentra Borobudur.                                            Fuente: Google Maps

Sigue leyendo

Playas, paz y tranquilidad en Coron

Y después de la tormenta llegó la calma. Coron me recibió con los brazos bien abiertos. Un pueblo pequeño de habitantes muy sonrientes y simpáticos, muchos ya me conocían del barco, paseaba por las calles y los mercados y algunos me saludaban. Notaba esa mirada de complicidad, esa que nos unía por haber vivido una terrible historia días atrás.

El pueblo es fácil de visitar. En el ambiente se percibe un ritmo de vida tranquilo. Parece no haber complicaciones. Los dos mercados de la ciudad están muy cercanos el uno del otro. En uno se venden los productos frescos: pescado, carne, verdura y fruta, y en el otro se encuentra la comida preparada, te la cocinan en el momento, como la mazorca o choclo para los amigos de Sudamérica, o la venden en paquetitos y bolsitas, como los dulces.

Sigue leyendo